domingo, 12 de octubre de 2014

Inépuisable...



Saldaré la deuda
que tengo con tus manos
y dejaré que invadas mi piel
con las caricias saldadas

Dejaré que me susurres
mientras tus manos me descubren
me tendrás vulnerable
sumisa a tus deseos

Dejaré que seas mi carcelero
Vencida por el anhelo
Bendecida por tus besos
Sintiéndome tan tuya

Eterno
Te miraras en mis ojos
Perpetuare tu aroma
Y me llevaras en tu badana

Mío… tan silenciosamente mío
Quebrando barreras
Poseedor de todos mis tiempos
A merced de tus espacios me tienes

Saldaré mi deuda
Volveré a sellar mi recuerdo
Para que sigan pasando vidas
Y vengas a mi encuentro…


(Imagen extraída de la web)

2 comentarios:

TIGUAZ dijo...

Que bello, profundo ....
Deseos de lujuria, amor sereno.Un placer el leerlo. Creo que deberías prodigarte más, estos poemas agrandan el alma. Mi cariño y un beso

Chaves Casanova dijo...

Bello... me completó el día con palabras que no no había logrado
construir.